Conductas de Consumo

La economía se esta tambaleando porque la gente esta consumiendo solo lo que necesita. 


Esta frase la escuche muchas veces en pocas horas, pero me quedo con lo que salió de la boca de Ricardo Darín, en una entrevista con Évole:

Este es un momento histórico, vamos a salir modificados de aquí. Esto nos desenmascara y nos muestra la cantidad de estupideces que vivimos persiguiendo...Consumimos cosas que no necesitamos”

Darin cierra esta  reflexión citando un artículo que leyó sobre la economía que habla justamente de cómo la conducta del consumidor esta cambiando con la Pandemia, y como el quedarnos en casa nos demostró cómo entramos sin darnos cuenta en una cadena de gastos superfluos.  


Hasta ahora los rubros que más han crecido  a nivel mundial son los supermercados, las tiendas por descuentos y las que venden alcohol que pasaron de un 15% a un 95% en 4 semanas. Esto último no debería de sorprendernos ya que sabemos que la copita ocasional esta saliendo cada vez más seguido en la semana y en algunos casos hasta al mediodía. 

En nuestro país, bajo un 60% el consumo de naftas, hay 125  mil personas en seguro de paro (aunque el 7% únicamente es por despido en el restante 93% se mantiene la relación laboral: fuente El Observador 16 de Abril 2020), 


Los entendidos en marketing están estudiando el  patrón de comportamiento y la conductas del consumidor en este parate mundial globalizado sin precedentes. Analizando los rubros que dejaran de existir, otros que quedaron y anticipando  los que resurgirán.

Son  las mismas preguntas que nos hacemos todos, ¿que va a quedar después de que pase la pandemia? ¿que capacidad de consumo tendremos las personas? ¿los que sigan teniendo poder adquisitivo, tendrán un cambio de prioridades, o retomaran el mismo ritmo una vez que termine la cuarentena? ¿Cómo será la vida en esta nueva era?


Es que cada uno de nosotros en mayor o menor medida, conciente o inconcientemente caemos en las garras del consumo.Ese consumo que enciende el  motor que mueve al Gran Mercado: la bicicleta de la cuota, gastando más de lo que generamos, endeudados para tener lo último de tal o cual marca, la moto, la fiesta, el viaje y vamos hasta  donde sea para festejar a lo grande el cumple del nene y no importa si en el proceso dejamos uno o los dos riñones. 


Hace poco recibí la propuesta de responder a una encuesta de consumo y  con cada respuesta me fui dando cuenta que tengo mi libido consumista completamente en OFF. Primero por la realidad económica incierta que me atrapa como a muchos, pero también porque es imposible no caer en una revisión de patrón personal de conducta de consumo cuando lo que se nos pide es salir de nuestras casas solo para ir a buscar o hacer lo básico o fundamentalmente necesario y más cuando el presupuesto es acotado y no tenemos idea de cómo será lo que sigue en esta Nueva Normalidad. 


Hoy me encuentro mirando con atención cómo se manejan las marcas ante la emergencia pública y nacional. Me conquistan si realizan acciones sociales claras. Si proponen colaboraciones certeras para vincular a sus clientes con la acción y me broto de antipatía y  desilusión cuando siento indiferencia en sus posteos publicitarios. Es que es imposible hoy no calcular, por lo menos para mi, el precio de un jean en cantidad de canastas para @canastasuy, ponele. 1 jean = 5 canastas, dono canastas, 8 mil millas con la tarjeta = 1 par de zapatos o 3 canastas, dono canastas.  


Indefectiblemente esto a muchos nos obliga a  reordenar prioridades y a encarar un cambio de vida, esa que para muchos ya era hora que llegara: la economía circular, el consumo sustentable y responsable. La modista en casa, las tiendas second hand  y el “hand me down”. Cuidar que no desaparezca el almacén, la ferretería y la panadería del barrio.

El resurgimiento del valor de tener la capacidad de producir tu propio alimento. 


Hay ejemplos, y tengo cercanos, que ya venían llevando este estilo de vida: ya sea por creencia, necesidad, por orgánico, por slow, como quieran llamarle. Ellos hoy son los que llevan la batuta de todo este cambio que se convirtió en la Nueva Norma para muchos, asi que habra que aprender de ellos y seguir su ejemplo. 



#mariagomensoro #covid-19 #consumo #alimentos #canastasuy #ricardodarin #pandemia #mundo #uruguay #conductasdeconsumo #economia #uruguay


234 vistas