El poder esta en ti!

Pocas veces reparamos en el poder que tiene la palabra. Quizás nos damos cuenta un poco tarde de esto. Pero desde la más tierna infancia, los de afuera nos van marcando con sus adjetivaciones hasta llegar a un punto donde nos  convencemos que estos nos definen y así actuamos inconscientemente para siempre o hasta que nos damos cuenta del peso que llevamos por  vivir de acuerdo  a lo que otros  esperan de nosotros.


Las palabras tienen el poder de dañar pero también de sanar. Tienen el poder de darte para adelante o tirarte para abajo. Crecí rodeada de rótulos y vivi mucho tiempo cumpliendo con colmar la expectativa de cada uno de ellos. Fui demasiado buena muchas veces, durante mucho tiempo y banque mas de lo que debía porque las personas demasiado buenas acatan su destino y no lo cuestionan, no se quejan, bancan y no se rebelan. Me pase pidiendo disculpas cuando quise salir de esa anestesia de “ser” lo que otros quisieron  que sea. Pero qué liberador es cuando te das cuenta que el poder de cortar ese círculo vicioso, de escapar a las definiciones impuestas  y rotulos, esta en ti. 


La mente es poderosa. Nosotros mismos tenemos el control de elegir quedarnos con lo que nos sume y no con lo que nos reste. ¿Porque en vez de  atesorar  el millón de mensajes de amor y cariño permitimos que  1 o 3 de los feos  y odiosos cale en nosotros? 

Sembremos las semillas que nos nutren.


Hace años que conscientemente  desterré de mi  diccionario cotidiano palabras que no representan el ánimo con el que quiero vibrar con otros y repetir las que quiero que circulen, se siembren y se cosechen en todas las almas fértiles y ávidas de salir adelante. 


Hoy se nos presenta  una oportunidad divina de estrenar un programa en Televisión Nacional Pública donde quiero poner esta forma de mirarnos al servicio de todos. A través de la vida y experiencia de Mujeres Poderosas que se rebelaron en su momento a esos rótulos, a esas condicionantes no tan lejanas en el tiempo,  para que nos abran el alma, los ojos y las ganas de encontrar en nosotros mismos esa palabra que nos empodera y nos hace invencibles.




167 vistas